Discursos entre monolitos y estatuas de sal o el imperialismo “encuerado”.

Por Marcos Torres*

Luego de escuchar los “interesentes discursos” que le antecedieron y sin dejar
de mencionar las “etc”. (obviamente Enrique Peña Nieto fue esa etcétera),
nuestro carismático y viril Raúl comienza un discurso sincero y decidido,
recorriendo la historia de las relaciones de los EEUU con Cuba y América
Latina, para luego enrumbar en el prontuario criminal del imperialismo en la
región.

Lo interrumpen varias veces para aplaudir su discurso intenso que se torna en
denuncia y en bandera de los oprimidos, de los pobres. Se torna en la pasión
de los revolucionarios del continente que no han dejado caer la espada de
Bolívar y la pluma de Martí. Se encumbra como el pilar que necesitaba esta
cumbre por demás histórica con Cuba en ella.

A los afortunados (como yo) que tuvimos la suerte de escuchar en vivo el
discurso devenido en monolito de la verdad latinoamericana, nos vibraba el
corazón (yo hubiera querido estar allí) cuando hablaba de los más de 2300
discapacitados que dejó el mercenarismo al servicio de los EEUU en Cuba;
cuando hablaba de que más del 77 % de la población cubana había nacido
bajo el bloqueo, que en Playa Girón, la Revolución sufrió más bajas que los
mercenarios, o que sencillamente el bloqueo es más viejo que Kennedy, al que
mataron ellos mismos por intentar acercarse a Cuba y comenzar un diálogo.

Y es cierto. Esa suerte de “sumum” abigarrado y criminal sólo contribuyó a
radicalizar a la Revolución Cubana y el pensamiento de sus ciudadanos que
asumimos nuestro destino de leones en montes de serpientes y prevalecieron
nuestras convicciones frente la mentira, el horror y la desidia.

Habla con vehemencia de las penurias que ha sufrido nuestro pueblo que son
las mismas que sufre hoy el pueblo venezolano, y me descubro apretando
los puños contra el teclado y tenso: listo a cumplir la primera orden de
combate, eufórico, nervioso y surge entonces del centro de mi pecho un clamor
luminoso cuando recuerda: “Rendirse o luchar”. Todos saben la alternativa que
escogimos”. Sin comentarios.

Lo aplauden, lo interrumpen ovacionándolo: sus palabras son las de todos.

Pero es la de Venezuela, la de todos los venezolanos víctimas de un chiste
malo (¡gracias Rafael Correa!), que no puede ser una amenaza la seguridad
nacional de los EUA.

Y después, caballerescamente, como el mejor de los hidalgos, “pone una mano
amiga en el hombro enemigo” (ver la cara de Obama ahora saciaría el hambre
del más hambriento de los vagabundos, y secaría las lágrimas de la más
sufrida de las madres del “Comité de Víctimas de la Guarimba en Venezuela”
o de cualquiera de las madres cubanas que perdieron sus hijos víctimas del
dengue hemorrágico en la década del 80 en Cuba).

De Obama (como estatua de sal) escuché el mismo discurso cínico de mier…,
así que se cumplen mis predicciones sobre él, sólo con la salvedad de haber
sido el único presidente de los EEUU que haya reconocido que en su país
“la aplicación de los derechos humanos no siempre a sido consistente” y
que no siempre “se cumplen los principios por los cuales se fundó la nación
norteamericana”.

Quizá la vergüenza que le provoca liderar el país del terror no lo dejó quedarse
en la sala cuando hablaba “La Dama de América”, la bella y corajuda Cristina
Fernández de Kirchner (que sin pelos en la lengua le llamó cínico), o quizá no
pudo soportar que faltara hacer uso de la palabra Nicolás Maduro (quién no
confía en él) y que lo denuncia como al actor de los males de su pueblo en la
actualidad.

El enemigo ha sido derrotado, aunque pudiera traducirse simplemente como:
el enemigo ha sido “encuerado” frente a todos y se retira inerme a su cueva a
rumiar sus penas y urdir nuevos planes.

*@Marcostropero editor del blog Las Torres de Marcos

Anuncios

4 pensamientos en “Discursos entre monolitos y estatuas de sal o el imperialismo “encuerado”.

  1. Pingback: Democracia cubana: sí… y sin pelos en la lengua. #VotoXCuba #YoSoyCuba | Las torres de marcos

  2. Magistral repaso de la Historia de EEUU con Cuba y América Latina , dió nuestro Presidente Raúl , algo q no podia quedar en el tiempo ,Cuba siempre estará en la vanguardia en el respeto mutuo entre los pueblos .

    Le gusta a 1 persona

  3. Pingback: Democracia cubana: sí… y sin pelos en la lengua. #VotoXCuba #YoSoyCuba | Cuba por Siempre

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s