“¿Yo? ¡Yo soy millonario, asere!”. #Cuba #Tropa

Por: Marcos Torres.

Eran las seis y media de la mañana esperando la guagua. Una llovizna pertinaz envolvía el ambiente y las palabras de los transeúntes en el sopor de la mañana se escuchaban cual murmullo lejano, como a kilómetros de distancia.

Un hombre frente a mi con el cual entablé una conversación, digamos que amena, sobre el clima, los tiempos, el transporte, las pizzerías y otras cosas, comenzaba ha hablarme de la salud en Cuba. Rápidamente me puse en guardia (sí,… no fuera a ser que estuviera en presencia de uno de esos que empiezan una conversación cualquiera buscando un trasfondo irreal para hacerte ver problemas que en verdad no existen) y cual no fue mi sorpresa al escuchar las siguientes palabras: “Yo tengo cáncer”.

Se me heló la sangre. Un silencio sepulcral (prácticamente “catatúmbico”, diría yo) se interpuso entre mi contrariado cerebro y el músculo que en Cuba denominamos, afectuosamente, “la-sin-hueso”. Me quedé sin habla.

Entre palabras pude entender, que le habían detectado un cáncer en el cerebro hacia tres años y tuvo que ser sometido a una operación. Me habló de lo dura de la rehabilitación, que casi se queda sin habla, que pasó por cosas muy duras desde el punto de vista personal. Me habló de los médicos que lo cuidaron sin pedir nada a cambio, de los familiares que sufrieron junto a él todo ese proceso, de sus hijos a los que no quería ni ver, por temor a que no lo reconocieran después de cierto tiempo, en fin me habló de muchas cosas.

Parecía que no tenía para cuando acabar hasta que se me ocurrió preguntarle que hacía para vivir y a qué se dedicaba y la respuesta fue honesta: nada, no hacía nada.

“¿Cómo es posible?” le pregunté y me respondió de forma más sincera todavía. Me explicó que trabajaba en una empresa que se dedica a reparar equipos médicos (disculpen pero no recuerdo el nombre de la empresa), pero que desde que está en tratamiento post-operatorio, decidieron darle una licencia para que atendiera su salud y luego se incorporara al trabajo nuevamente.

Allí me enteré que dicho tratamiento incluye inyecciones periódicas de anticuerpos monoclonales y que cada bulbo del medicamento cuesta 1000 dólares en el mercado internacional, pero como el es ciudadano cubano a él no le cuestan nada. Qué hubo etapas en el tratamiento, al comienzo de este en las que tenía que ponerse cada semana cuatro bulbos. Que posteriormente (seis meses después) le fueron reduciendo la dosis a tres por semana, y así hasta tener que ponerse sólo cuatro bulbos al mes.

“¿Yo? ¡Yo soy millonario, asere!”. Me decía con vehemencia, casi febril.

Tiene mucha razón cuando dice esto, por matemática simple.

Ahora me preguntó ¿cuántos en Estados Unidos, o España, o Reino Unido, y otros tantos países “desarrollados” del mundo pueden decir con absoluta sinceridad como mi trasnochado interlocutor que son millonarios, así, justo como él?

Esta es la justicia social cubana: todos con igualdad de oportunidades y derechos. Así de simple.

Anuncios

12 pensamientos en ““¿Yo? ¡Yo soy millonario, asere!”. #Cuba #Tropa

  1. Esa es la diferencia que pocos desean mirar con detenimiento… desafortunadamente muchos, sin profundizar debidamente, tienen una lehua veloz para decir “si esto llega a ser capitalista, te atienden rápido”… ¡Cuán alejado de la realidad! Y lo digo porque la sanidad pública en el capitalismo está bastante deteriorada por los recortes económicos, para sabotear sus servicios y así justificar que se tenga que privatizar.
    Pero, aún cuando se tenga dinero para pagar una clínica privada o “mutua” (como se denomina aquí en España), también el proceso no es sencillo, ni tampoco barato… porque por mucho que se hagan seguros de sanidad y demás, éstos no cubren todas las enfermedades ni todos los servicios; lo cual indica que de una forma u otra hay que soltar más pasta.
    Cuba, desde el principio de la Revolución, ha desarrollado un sistema sanitario que tiene como objetivo fundamental “la atención al ser humano”. En Cuba la salud no es un negocio para el beneficio de un bolsillo privado.
    Es real que se puede decir que el sistema de salud en Cuba necesita de mucha más logística, de instrumentalización actualizada, de reactivos y medicamentos; pero debe hacerse la pregunta: ¿Por qué hay dificultades en el mismo? Es utilizar la lógica… ¿Cómo es posible que en el capitalismo, con el capital financiero poderoso que poseen los privados, con el desarrollo tecnológico alcanzado con el robo de cerebro y el de recursos ajenos… y lo fundamental, sin bloqueo económico alguno, hayan tantas dificultades?
    Por supuesto, no sólo este hombre de tu anécdota, sino que cada cubana y cubano es millonario al contar con una riqueza humana inmensa y de profesionales formados en principios que defienden los derechos del pueblo y demuestran una Revolución humanista como la nuestra.
    Millonario… ¡No asere!… mucho más que eso, porque la vida humana no tiene precio, es el valor más defendido y esencial que sustenta nuestra naturaleza socialista.

    Me gusta

    • Que bueno es ver a una persona que vive en el exterior, que conoce y vive otras realidades, pensar y decir esas cosas de nuestro país y de nuestro sistema de salud, cuando hay muchos dentro y fuera que se empeñan en hablar mal del país que tanto ha hecho por ellos, pero que además duele ver como se desarraigan de una manera tal que no parecen cubanos. Gracias por tu comentario.

      Le gusta a 1 persona

  2. Me gustó mucho tu articulo, tu historia es una realidad que desafortunadamente muchos no quieren ver, a pesar de las dificultades que tenemos en Cuba es cierto que los cubanos nos podemos sentir millonarios en cuestiones de salud.

    Tengo ejemplos suficientes que lo demuestran y soy parte de esos que como tu interlocutor se sienten millonarios, pq mi hijo con solo 2 meses de nacido fue diagnosticado de una atresia de vias biliares, cuya unica opcion de vida era haciendole un trasplante de higado, que por demas es una cirugia muy costosa alrededor de 70 000 dolares y saben que? el gobierno cubano ese que muchos critican se hizo cargo de los gastos y garantizó que mi hijo fuera trasplantado, es atendido por un equipo medico muy profesional del Hospital Wilian Soler y hace ya 10 años le garantizan tambien sus inmunosupresores que cuestan alrededor de 200 euros EN PAISES CAPITALISTAS una sola cajita que solo da para un mes y saben que ? a mi aquí en Cuba no me cuesta nada y saben que mas el gobierno ese que muchos tildan de muchas cosas le garantiza a mi hijo una dieta especial que mensualmente le dan a un precio muy subsidiado, pero no es solo a mi hijo como el hay mas de 60 casos y todos reciben lo mismo, lo mas importante ESTAN CURADOS Y LA SALUD SE LA REGALÓ CUBA Y SU SISTEMA DE SALUD QUE ES EL LOGRO MAYOR DE LA REVOLUCION CUBANA.

    Le gusta a 1 persona

    • ¡Cierto amiga! Eres una de esas tantas personas que se benefician de nuestro sistema. ¿Pero sabes quién más se ha beneficiado y aún así son apátridas? Por ejemplo el padre de “Yeguasnaby” Pérez, quién tenía una afección en el hígado casualmente, Pablo Milanés quién al parecer ha olvidado de dónde salió, Martha Beatriz Roque y otros tantísimos que no vale la pena ni mencionar aquí. No osbtante el estado cubano les seguirá garantizando atención médica de calidad, puede que con limitaciones, es cierto, pero GARANTIZADA!!!!!!!!!!!
      Gracias Neyla!!!!!!!!!!!!!

      Le gusta a 1 persona

      • Amigo… aunque inaceptable, la actitud del mercenarismo en pobres de alma que no tienen más opción que disponer de su mediocridad para sobrevivir con la traición, podría lejanamente “entenderse” (y fíjate que lo pongo entre comillas); pero lo que sí no llegaré a entender nunca es la villanía con la que Pablo Milanés ha llegado a comportarse; incluso acudiendo a los mismos espacios que siempre se han prestado a la manipulación y la mentira contra Cuba.

        Pablo ha sido un artista formado en la Revolución, que encontró en ella el apoyo y el cariño de un pueblo que se identificó con el mensaje de sus canciones, con el sentido de lucha y rebeldía, con el amor que sólo se cosecha en corazones nobles (nuestro pueblo)… pero ¿Qué le ha pasado a Pablo? ¿Será que residir en España le ha hecho mella en su consciencia, le ha sacado rencores escondidos que nunca supo exponer en su momento y por los canales debidos, le ha descubierto la hipocresía contenida?
        Soy de los que piensan que:

        Las ideas llevadas a la práctica, se convierten en valores,
        Los valores transformados en actitud, se convierten en principios
        Los principios cuando se enraizan y refuerzan, se convierten en convicciones

        Los principios y convicciones no se traicionan nunca si tienen un sustento sólido. Quién sólo plantea una idea y después actúa de manera diferente o cambia su planteamiento como cambiar de pañal; entonces quiere decir que se convierte en una veleta del momento y el oportunismo.

        Por eso, para el caso de Pablo Milanés, como los que adoptan posturas similares, sigo repitiendo ¡Quién peca de principios, peca en cualquier cosa! (http://antorchae.blogspot.com.es/2011/09/quien-peca-de-principios-pecara-en.html)

        Me gusta

      • es así mismo y no de otra forma, amigo. los principios nos ordenan ética y moralmente. Conicido con Ud. sin principios no hay convicciones. Es como dice nuestro Comandante en Jefe: “La lealtad no existe y toda amistad es falsasin moral ni convicciones revolucionarias, entre los revolucionarios nada podrá sustituir el vínculo de los principios”.
        Por eso nuestra amistad es eterna.

        Me gusta

    • Estos son ejemplos que demuestra la grandeza de nuestra Revolución y de nuestro sistema social. Que no se hace para creernos cosas, sino, porque realmente el hombre es el centro del mismo. Me agrada mucho que tu hijo se encuentre bien al igual que los otros que están en esa situación, seguiremos luchando porque esto se mantenga y que se conozca más nuestra virtudes y trabajar duro para limar nuestros errores.

      Le gusta a 1 persona

  3. Me gustó mucho este artículo. Esos son más que argumentos sólidos para medir la grandeza de la obra de la Revolución y para darnos cuenta los que estamos en la isla, que muchas veces por ser tan cotidiana esta realidad, no la sabemos valorar bien, no nos percatamos de las riquezas que tenemos.

    Le gusta a 2 personas

  4. Estos son hechos reales que se ven a diario en nuestra cubita la bella, nuestra salud es premiada pues es atendida sin requerir un solo centavo para ello, eso nos lo dio la Revolución, nos lo dio Fidel junto a todos los valerosos heroes que lucharon contra la tirania de Batista y lograron este bello pueblo que hoy tiene como derecho y deber defender tantas conquistas alcansadas. El Mundo debe saber nuestra realidad que no es la que pintan infamemente los yanquis imperiales…. Cuba es un pueblo libre, humano, donde todos tenemos los mismos derechos y oportunidades. HASTA LA VICTORIA SIEMPRE!!!

    Me gusta

  5. Cuba es un pueblo de realidades desconcertantes.Muchos podrían peguntarse cómo es posible que en un país tan pequeño y además que sufre los impactos negativos de un bloqueo económico,financiero y comercial que se nos ha sido impuesto por más de cinco décadas existan tantos logros;no solo en el sistema de salud,sino en el sistema educacional,en la cultura,etc.El pueblo de Cuba ha sido bendecido con algo muy grande:LA REVOLUCIÓN TRIUNFANTE DE 1959.La juventud tiene hoy la honrosa tarea de preservar nuestras conquistas,y es bueno saber que aunque existan personas que intenten hacernos ver mal ante el mundo,existen muchas más que agradecen vivir la realidad cubana.¡¡¡CON LA REVOLUCIÓN TODO,SIN LA REVOLUCIÓN NADA!!!

    Le gusta a 1 persona

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s